Durante este verano en Gijxón, sólo una mujer pisó los escenarios de las principales citas musicales, por cada 8 hombres. Exactamente 44 mujeres músicas frente a 314 hombres, un 12,29 % del total de artistas. Esta es una de las conclusiones extraídas del informe elaborado por Xixón Sí Puede sobre el total de los seis principales festivales musicales celebrados en la ciudad durante el verano del 2018: Metrópoli, Gijón Life, Arcu Atlánticu, Euroyeyé, Tsunami y la Semana Grande.

“Si la afluencia a conciertos y festivales, a grandes rasgos, es similar en mujeres y hombres. Sí en los conservatorios profesionales hay más alumnas que alumnos ¿por qué hay muchas menos mujeres en las bandas que actúan?” se pregunta el concejal, Orlando F. Casanueva.

Los datos así lo acreditan. De los 85 conciertos contabilizados; sólo 3 grupos estaban compuestos íntegramente por mujeres, 27 eran mixtos y 55 estaban compuestos en su totalidad por hombres. En el caso de los solistas, hubo 17 mujeres y 68 varones. Un 20 % frente al 80 %.

“La brecha de género también existe en la escena musical local y asturiana a pesar del gran número de músicas que tenemos. Los datos en Gijón van en la línea de otros festivales en el Estado. La única señal esperanzadora es que, a falta de una comparativa sistemática, parece ser que algo ha mejorado respecto a los festivales celebrados en Gijón en años pasados”, apunta el concejal.

En el plano estatal, según el estudio realizado por Mujeres y Música, en el año 2017 la presencia femenina en festivales fue del 11,87 % sobre el total de los 20 festivales más importantes. Entre los que se encuentran: FIB, Primavera Sound, Sonar o Mad Cool, entre otros. Esta asociación analiza todos los años las principales citas musicales y realiza acciones de visibilización del papel de las mujeres el mundo de la música popular en nuestro país.

A la cabeza de este ranking de los festivales más paritarios del verano en Gijón están el Gijón Life y el Arcu Atlánticu y en el furgón de cola, el Euroyeyé y el Tsunami. Tampoco hay grandes diferencias entre los festivales públicos y privados. “En el caso de los festivales íntegramente organizados por el Ayuntamiento no se aprecia mayor sensibilidad. Y esto es grave pues las administraciones deberían ser las primeras en hacer todo lo posible por cumplir la Ley de Igualdad de Género de 2007. Por ejemplo, en la Semana Grande, la participación femenina sólo fue del 9,26 %.” apostilla Orlando F. Casanueva.

En el estudio no se han contabilizado todas las citas musicales del verano por la dificultad para recabar datos. “En este sentido, sería bueno que el Consistorio de Gijón incorporara en su agenda la monitorización del cumplimiento de la Ley de Igualdad no sólo en las actividades musicales sino en todas las actividades culturales que se organizan desde el Ayuntamiento.”

Este trabajo se irá ampliando en los próximos meses con estudios concretos en otros campos culturales con el objeto de establecer una radiografía de la representatividad de la mujer y la incorporación de sus propuestas en los programas culturales de en Gijón y en Asturias.