El Cuerpo Nacional de Policía ha detenido a una mujer, de 38 años, por engañar a una octogenaria para ganarse su confianza y para poder sustraer joyas de su vivienda.

La víctima, de 85 años, presentó una denuncia, tras comprobar que le faltaban joyas de su domicilio, con la que se inició la investigación. La anciana sospechaba de una mujer que conoció en un bingo y que en ocasiones le había acompañaba a casa. La señora se fue dando cuenta que las visitas coincidían con la desaparición de sus joyas. Entre las mismas se encontaba un reloj de oro de gran valor económico y sentimental.

La ladrona había utilizado varios engaños, entre ellos que era Guardia Civil, para ganarse la confianza de la anciana a quien llegó a pedir dinero para una supuesta operación para su hija que no cubría el seguro y costaba 1.500 euros.

Las joyas fueron localizadas en dos comercios de Gijón quienes se las adquiriieron a una mujer. Esta fue reconocida por la víctima como su supuesta amiga.

La ladrona cuenta en su historial delictivo con detenciones por estafas, falsificación de documentos y hurto. La última el pasado día 7 por un delito de apropiación indebida. Se hizo pasar por una militar destinada en Cabo Noval para que una administración de lotería le proporcionasen décimos para el Sorteo del Niño por valor de 1.400 euros, para supuestamente venderlos en el cuartel.

Cuando venció el plazo para abonar el importe de la lotería la mujer empezó a poner excusas, entre ellas que muchos compañeros por estar de maniobras. El vendedor interpuso una denuncia, tras lo que la mujer fue localizada y detenida.