El Portavoz del Grupo Municipal de Ciudadanos, José Carlos Fernández Sarasola, pedirá explicaciones en la próxima Comisión de Hacienda por las carencias señaladas por la Sindicatura de Cuentas en la Cuenta General del Ayuntamiento.

En este sentido, señaló, que en el informe de fiscalización sobre el sector público local del Principado de Asturias, aprobado recientemente por el Pleno de la Sindicatura de Cuentas, se han detectado las siguientes incidencias en relación al contenido de la Cuenta General del Ayuntamiento de Gijón correspondiente al ejercicio 2015:

  • Falta de presentación de las cuentas de la Agencia Local de la Energía.
  • Falta de la Memoria justificativa del coste y rendimiento de los servicios públicos y de la Memoria demostrativa del grado de cumplimiento de los objetivos de acuerdo con lo exigido en la Regla 48.3 de la Instrucción del Modelo Normal de Contabilidad Local.

En relación a la Agencia Local de la Energía desde Ciudadanos se reclama que se agilice su disolución, ya que lleva sin actividad desde hace muchos años y no tiene ningún sentido seguir conservando una entidad que no realiza ninguna función.

Más preocupante para la formación naranja es la falta de las memorias económicas relacionadas con el coste y rendimientos de los servicios públicos y la demostrativa del grado de cumplimiento de los objetivos, que son obligatorias para los municipios mayores de 50.000 habitantes y que de todos los asturianos que superan este umbral es Gijón el único que no las está elaborando, y es una carencia que la propia Sindicatura ya señaló el año pasado.

Para Ciudadanos estas memorias resultan fundamentales para poder comprobar y tomar decisiones sobre la eficiencia de la prestación de los servicios públicos, así como para comprobar que se cumplen los objetivos perseguidos con cada uno de los programas presupuestarios, “claro que estos se tienen que definir previamente algo que nuestro Ayuntamiento tampoco hace”, se lamentó Sarasola.

Por último recordó al Gobierno Municipal la necesidad de cumplir con la normativa y seguir las recomendaciones de la Sindicatura de Cuentas al tratarse del órgano encargado de fiscalizar la actividad económico-financiera del sector público y velar por su adecuación a los principios de legalidad, eficacia y eficiencia. “Esperemos que el Gobierno tome nota y adopte las medidas necesarias para que el año que viene no se produzca ninguna incidencia relacionada con la Cuenta General de nuestro Ayuntamiento”, concluyó.