El campo del Santa Cruz, en la parroquia de Jove, donde el primer equipo del UD Gijón Industrial juega sus partido como local luce verde. Tras tres meses de obras y 415.591 euros el Ayuntamiento de Gijón cumple con una vieja reivindicación de zona oeste, hasta ahora la única que no contaba con terreno de juego con hierba sintética. Esta prevista que la obra se entregue al club este martes día 8 de noviembre.

Las obras comenzaron el pasado mes de agosto con eliminación de la capa vegetal que contenía la hierba natural para continuar nivelando el terreno, hormigonar el perímetro, colocar una canaleta exterior de desagüe, instalar un sistema de riego, mejorar la red de saneamiento, sustituir las porterías, poner vallas para-balones  y colocar la nueva superficie sintética. También se realizó la preinstalación de la red de alumbrado, que de momento será provisional gracias a cuatro torres, colocadas por parte del club, para iluminar los entrenamientos nocturnos y que esperan que se puedan mejorar de cara al próximo curso. Además, existe un principio de acuerdo con el consistorio para mejorar o remplazar los vestuarios.