El Cuerpo Nacional de Policía detuvo de madrugada a un varón, de 36 años de edad, acusado de intentar llevarse la recaudación del hostal en el que se hospedaba.

Los agentes fueron alertados a las 5 de la madrugada de una pelea que estaba teniendo lugar en la plaza de Europa entre dos hombres. Uno de los hombres explicó que era el propietario de un hostal y que estaba reteniendo a la otra persona al que descubrió robando ‘in fraganti’. La víctima relató que se encontraba durmiendo en la planta superior cuando escuchó ruidos procedentes de la recepción. Al bajar, vio a este cliente forzando el cajón donde guardaba el dinero. Al ser descubierto el joven trató de huir a la carrera hasta que fue interceptado a 500 metros, en la plaza de Europa.

El hombre, con más de una treintena de detenciones por robos y malos tratos, fue arrestado tras comprobar que los bombines de las cerraduras de los cajones habían sido forzados y fracturados con unos alicates y una llave de pico de loro.