recogida organica

El Cuerpo Nacional de Policía ha arrestado a una pareja, residente en Nuevo Roces, como principales sospechosos del asesinato del recién nacido que apareció muerto en un contenedor de dicho barrio durante el mes de agosto.

Los detenidos son pareja estable desde hace siete años. La jueza de guardia ha dictaminado para ella su ingreso en prisión, mientras que su novio ha sido puesto en libertad con cargos. La madre del bebé es una gijonesa de 25 años que habría ocultado el embrazo a su entorno.

Hasta el momento se desconocen más datos de la detención, ya que el caso se encuentro bajo secreto de sumario.