La Policía Local de Gijón detuvo, la madrugada del pasado viernes en la avenida de Hermanos Felgueroso, a una mujer de 44 años por un delito de lesiones en el ámbito familiar.

El marido de la mujer fue quien alertó a la Policía. Cuando los agentes se personaron en el domicilio el hombre presentaba el labio roto y sangraba por la boca. Ya delante de los policías la mujer lanzó de nuevo dos puñetazos a su pareja.