carmenmoriyon.es

La multinacional química estadounidense Chemours llega a Gijón y se instala en el este edificio de la Fundación Laboral de la Construcción en el barrio de Tremañes. Esta llegada significa, en palabras de la Alcaldesa, que el municipio de Gijón «es competente y competitivo en la atracción de empresas de primer nivel mundial y lo que es más importante, que encuentra en el talento local un importante activo que sumar a su proyecto».

Está en el interés del Ayuntamiento, tender la mano a Centros de Servicios de Multinacionales para que «encuentren en Gijón una ciudad propicia para el talento en espacios empresariales ajustados a sus necesidades y con una calidad de vida excepcional para sus trabajadores», señala.

Todo equipo gestor de un municipio tiene que tener constantemente en cuenta este círculo virtuoso en su cabeza.  Y además, tiene que entender este aspecto para todos los distritos del municipio.

Con la llegada de Chemours, la zona de Tremañes verá aumentada su actividad diaria, «proporcionando barrios más dinámicos y seguros y podrán comprobar de primera mano, el buen desempeño de la compañía, que desarrollará en este edificio la actividad más limpia de todas, aquella que se hace valer de programas informáticos y talento para la aportación de valor, indican desde el consistorio.