Lidl abrirá, a partir de este jueves, las puertas de una nueva tienda en el barrio de La Calzada (Gijón). Ésta, ubicada en la Calle Bertolt Brecht, sustituirá a uno de los cinco puntos de venta que la compañía tenía hasta ahora en la ciudad (en la Avenida Juan Carlos I, concretamente). Lidl ha invertido un total de 3,4 millones de euros para su construcción y equipamiento, contratando a 45 empresas distintas que han dado empleo a 110 personas. La nueva tienda ha permitido crear hasta 10 nuevos puestos de trabajo para una plantilla de 20 empleados.

El nuevo establecimiento pasará a ofrecer más de 1.300 m2 de sala de ventas en los que los productos frescos, en línea con la apuesta de Lidl por una alimentación saludable, tendrán un amplio protagonismo y se complementarán con varias referencias regionales. Ello permitirá también poner a disposición de los clientes un mayor surtido, entre el que destacan la panadería y la bollería recién horneadas. La nueva tienda abrirá de lunes a sábado de 9.00 a 21.00 horas y contará además con 125 plazas de aparcamiento para facilitar al máximo la compra de sus clientes.

Puntos de recarga para vehículos eléctricos, paneles fotovoltaicos y aislamiento térmico son sólo algunas de las medidas de eficiencia energética con las que contará el nuevo punto de venta, diseñado bajo exigentes estándares en materia de sostenibilidad. Dentro del compromiso de Lidl con la reducción de plásticos, esta tienda ofrecerá bolsas 100% biocompostables en su sección de fruta y verdura, una iniciativa ya extensiva a todos los establecimientos de la cadena de supermercados en Asturias y que alcanzará a toda su red de centros en España hasta finales de año.

La apuesta de Lidl por Asturias

Lidl prosigue con esta apertura en su apuesta por seguir creciendo en Asturias, donde a día de hoy cuenta con un total de 11 tiendas y una plantilla de más de 220 empleados. Sólo en esta región, las compras de producto por parte de la compañía alcanzaron los 2 millones de euros en 2018, cifra que este año está reforzando con la introducción en el surtido de más productos asturianos como sidra, compango, leche y quesos regionales, entre otros.

Durante la jornada de apertura, Lidl ofrecerá a sus clientes una degustación de quesos y premiará las 2.000 primeras compras con bolsas de rafia.