Unas 4.000 personas, según la organización promotora  «Asturies por un aire sano», han participado este domingo en una marcha para denunciar los niveles de contaminación Que sufre la región. La manifestación partió del Paseo de Begoña y recorrió las calles del centro de Gijó hasta la Plaza Mayor.

Esta movilización ha contado con la presencia de autoridades regionales, representantes de diez concejos de la región, entre los que se encontraba la Alcaldesa de Gijón, Carmen Moriyón. Los manifestantes portaban pancartas con lemas como «Asturias Paraíso Contaminado», «Contaminacion No», «La contaminación mata», «Merecemos un aire limpio» y «Stop contaminación».