Saltar al contenido

¿Por qué contratar a un entrenador personal?

02/07/2022
Gijón

Quién no se ha apuntado a un centro deportivo con unos objetivos claros y con el paso del tiempo ha fracasado en su en su metas, bien por no avanzar en hitos marcados o abandonando por falta de motivación. 

Da igual que te apuntes en un gimnasio en Burgos, en Gijón o en Cádiz.  El problema no radica ni en las instalaciones ni en dónde vivas.

Las principales razones de esta frustración son el desconocimiento de nuestro cuerpo y de las técnicas para trabajarlo adecuadamente. Algo que se podría evitar con el acompañamiento de un profesional que te guíe en la dirección adecuada.

Estos son los principales motivos por los que contratar sus servicios.

Un servicio adaptado a ti.

Los entrenadores personales preparan rutinas de ejercicios y sesiones de entrenamientos que se adaptan a los objetivos de cada cliente. Cada uno de los ejercicios se diseñan especialmente según características personales, objetivos y las necesidades de cada persona, en función de su estado de forma, historial de lesiones, forma física y patologías, ofrecen diferentes métodos y estrategias. 

Menor riesgo de lesión.  

El tener un profesional del deporte que te acompañe y haga un seguimiento de tu actividad física para que te supervise en todo momento.  Comprobará y corregirá si la técnica de ejecución de cada repetición, de cada serie, de cada ejercicio, de cada sesión para que saques el máximo rendimiento a tu esfuerzo reduciendo absolutamente el riesgo de sufrir lesiones. Aprendes y trabajas el cuerpo con mayor seguridad y eficiencia.

Resultados visibles en menos tiempo.

En función de tus objetivos, un personal trainer se centrará en lo importante para optimizar el tiempo y esfuerzo en cada entrenamiento. Estos profesionales se esfuerzan para enseñar las mejores técnicas a su cliente,  lo que permitirá que pueda diseñar sus propios programas en el futuro. 

Es un motivador. 

Bajo su dirección y su supervisión, creas una relación de afinidad que te ayudará a vencer la pereza, dar lo mejor de ti, tener más confianza y seguridad y no darte por vencido. Un entrenador te motiva para seguir y no abandonar tu entrenamiento. Para que luches por tus objetivos  de manera consciente y constante.   

Bienestar psicológico. 

Está comprobado que el deporte ayuda a mejorar el estado anímico. Con el ejercicio físico nos sentimos mejor y más felices. Es un gran aliado contra el estrés. Además, si deportivamente logramos nuestros objetivos y conseguimos avances observables esto redundará en un mayor nivel de satisfacción y seguridad. Siempre será más fácil conseguirlo con la ayuda de un profesional.

Apoyo nutricional. 

Los entrenadores conocen cómo funciona cada músculo del cuerpo. Y también conocen como alimentarlos. Te pueden ayudar a nivel nutricional. El ejercicio físico  junto a una correcta alimentación y un buen descanso son los tres pilares imprescindibles para llevar un estilo de vida saludable. Ninguno puede sustituir al otro. Por eso no pienses que hacer mucho ejercicio, compensa una mala alimentación.

El mundo del deporte y la especialización ha avanzado tanto que tener profesional que te enseñe y motive cada día, te ofrezca consejos de nutrición y te ayude a llevar un estilo de vida saludable ya no es cosa de la alta competición, de las películas o las grandes urbes. Ahora puedes contratar los servicios de un entrenador personal en Burgos, en Gijón o en cualquier otro lugar, ya que cada vez hay más personas formadas para ayudar a  crear vidas saludables.

Configuración